yate

Las dudas del primerizo: ¿alquilar o comprar? ¿motor o vela?

 

Cuando me compré mi primer barco no sabía si preferiría una lancha o un velero, me gustaba el mar, pero apenas había navegado.

Me incliné por comprar un híbrido. Barco a vela con un motor potente que según decía podía hacer las dos cosas. Era más o menos cierto, pero al hacer las dos cosas no hacía ninguna perfectamente… y cuando descubrías lo que te gustaba, se te quedaba corto.

Personalmente, enseguida vi que me gustaba más la vela pero dejando a un lado mi opinión personal creo que habría acertado más si antes hubiera navegado suficientemente (ya sea como invitado o alquilando), y además me hubiera salido más barato.

Comprar o alquilar una embarcación para intentar ayudaros a tomar la mejor decisión al principio sobre si es mejor alquilar o comprar

Y para terminar, algunas reflexiones sobre las ventajas e inconvenientes del motor respecto de la vela (espero no ser muy parcial)

La decisión de elegir entre motor o vela es muy personal. Hay gente que prefiere el motor y gente que prefiere la vela.

La gente que quiere motor generalmente lo quiere para ir a algún sitio (zona de pesca, cala donde fondear, etc.) o para quemar adrenalina ya sea al ir a toda velocidad o al ir arrastrando detrás del barco.

La gente que quiere un velero generalmente prefiere la paz de la navegación a vela o la aventura de moverte gracias a los elementos.

Incluso hay mucha gente que prefiere motor o vela depende de dónde esté. Por ejemplo, en una costa escarpada con bonitas calas prefiere el motor y en una costa más llana prefiere la vela.

Pero como he dicho al principio, creo que si has navegado poco lo mejor es navegar todo lo que puedas antes de comprar.

Y a ti, ¿qué te gusta más?

3 comentarios

  • Alvaro dice:

    La vela es fantástica.
    El aprendizaje es lento;es fundamental iniciarse en veleros ligeros para “sentir” sus reacciones a los pequeños ajustes d su trimaje.
    Salir a navegar siempre con personas con superiores conocimientos y con ganas de transmitirlos ayuda mucho.
    Peligros:
    La mayoría de los accidentes son en la proximidad de la costa y entrada de puertos.
    Caída de tripulante al agua durante la noche o en un temporal.
    Vías de agua.(sobre todo grifos de fondo.
    Estos tres casos concentran el 99% y son fáciles de contrarrestar.

    Después el secreto està en otras tres cosas … … … Millas,millas y millas
    Saludos,
    Alvaro de Asturias

    1. Nautal dice:

      Totalmente de acuerdo con tus comentarios.
      Muchas gracias y a seguir disfrutando del mar 🙂

  • J.R. dice:

    ¡Hola! Me ha parecido un excelente consejo, yo acabo de enlazar esta página a un principiante que pedía ayuda en otro foro…

    Por cierto, yo tengo desde hace cinco años un barco como tu primer barco (el famoso MacGregor), pero, en mi caso, ya sabía donde me metía, pues llevo navegando desde niño y ya había tenido dos barcos (un Hobbie Cat y un velerito de 6 metros). Lo que pasa es que en mi zona, a vela, hay pocos sitios a donde ir, y además, muchos días, apenas hay viento. Por ello, con este barco, pese a que es cierto que no va tan bien a vela como un velero “puro” ni a motor como una motora “de verdad”, navego mucho (casi cada fin de semana) y lo disfruto más que mi barco anterior.

  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *